domingo, 18 de diciembre de 2011

Debería intentarlo más seguido




                                     :::::::::

Todavía puedo apretar la tecla verde de mi celular y ahí estás, nadie me cobra por escucharte. Eso si: siempre y cuando estés disponible para mí. Te siento como una cuanta pendiente que abandoné, un idioma que no pude aprender a hablar, quisiera pero no puedo decir nada respecto de esa mano en tu cara, pero como quisiera, acá me vez practicando a solas tu idioma, ojalá un día pueda llegar a vos. Tengo la sensación de entenderte, esa parte del idioma si lo aprendí, creo que si sólo pudiera, reproducir la misma dicción de tus palabras, entenderías lo que te digo y, entonces, darías respuesta a lo que intento decirte, ello daría prueba de mi aprendizaje y sellaría nuestra buena comunicación dejando en claro mis profundos deseos de verte respirar en vuelo a la gracia. Antes hablé como vos… supongo, es por eso que te entiendo. En algún momento compartimos el idioma también, después te volviste la mejor de las opciones en la perinola, te soltaste de las cuatros cuerdas, volviste a meter las patas en el barro, y corriste lejos mío, mientras yo te miré sin hacer demasiado esfuerzo por alcanzarte. Probablemente sea por eso que no puedo decir nada sobre esa mano en tu cara, digo: los dos sabemos lo difícil que es dejarse ver.
Todavía puedo apretar la tecla verde de mi celular y ahí estás, nadie me cobra por escucharte. Eso si: siempre y cuando esté disponible para vos… no obstante acá me ves, practicando a solas tu idioma, me gustaría que supieras que, si tus girasoles florecieran en todas las estaciones, me sentiría mucho mas feliz… Debería intentarlo más seguido.

5 comentarios:

Gabriela dijo...

Como decìas vos.. a veces uno lee con carga propia... y yo te leo hablándole a tu niño, no sé... Tal vez, o sean mis ganas de verte cerca de él...
Sobretodo "lo dificil que es dejarse ver..."

Igual digo, él y vos tiene hogar en mi ya sabés, desde siempre...

Ricardo Miñana dijo...

Inquietante entrada Pepe,
un placer pasar por tu espacio,
que estas fechas tan señaladas
tengas una ¡feliz Navidad!.

GAVIOTA dijo...

Que buenísima entrada, mira que me ha llegado. Tal vez llegue el día en que haya sincronía y ahí pueda haber entendimiento de cualquier idioma.
Saludos!!

Hernan dijo...

Muy profundo y sincero!! También demasiado Real.. un abrazo. Llegara el día en que los arboles se abrasen nuevamente para así crecer juntos.
Un abrazo en el entorno de relojes de arena rotos.

Paulus dijo...

Ahhmigo... "Todos los días perdiz, cansa" dijo no recuerdo qué rey...

Hace tiempo que no paso a verte. Tan enfrascado anda uno a veces en sus miedos que al final provoca lo que teme y eso es lo que finalmente va a llevarme algún tiempo asumir, porque si yo peco de arrogante, de obstinado y rencoroso, mis fantasmas, como no puede ser de otro modo, lo son más. ¡Caracho!

(Voy a pasar algunas semanas por tus pagos. Si estás a tiro te invito a ese café que creo haberte prometido una vez)