lunes, 25 de julio de 2011

Al lado del camino

El mundo pega la vuelta y quedo acá, con la boca abierta y esta cara de opa que no sabe para donde correr… patas para arriba, no sé si el mundo o yo, pero se siente todo patas para arriba. Hace rato camino este ripio, ya no soy un novato en las frescas de la madrugada. No te miento si te digo que hay unos cuantos tragos de esta sopa que no pasan por mi garganta. La ingenuidad la perdí a los cachetazos, la calle tiene sus reglas y yo bailo más o menos bien esta milonga, pero a veces se pierde, se muere y se vuelve a nacer… Hay una especie de pertenencia acá también, suelo pensar que somos los que quedamos del otro lado de la red, eso nos sale caro, pero somos libres y eso (eso si..) garpa mucho más. Seguro, tantas veces más me voy a perder, enredarme entre la púas de los alambrados y amanecer con la ceguera del sol en los ojos, que es ese momento de extraña pertenencia del que te hablaba antes, cuando la belleza te sorprende en medio de una escena terrible y no sabés si reírte del cinismo de la vida o sentirte agradecido por lo que te toca. Me voy a perder ahí te decía, voy a despertar y, aunque sea a tientas y arrastrándome, voy a volver a encontrar el camino… Para volver a salirme de él. Hay lugares a los que yo, claramente, no pertenezco.

9 comentarios:

Gabriela dijo...

definirse a veces es dificil, pero cuando apoyes tu cabeza en la almohada, vos solo sabés que dormis tranquilo, que hay cosas de valor que no se venden, porque ningún precio paga la fidelidad con uno mismo.
Pertenecerse, eso es el camino también.

NVBallesteros dijo...

Gracias por tu visita... Que dificil es mantenerse en el camino cuando uno se siente tan perdida, que no atina a saber ni donde quedaron sus ultimos pasos firmes....


Besos

Nina

Elena Martín Melero dijo...

me gusta, sobre todo la última parte "Me voy a perder ahí te decía, voy a despertar y, aunque sea a tientas y arrastrándome, voy a volver a encontrar el camino…", pero, si no encuentras el camino, que sepas que siempre puede crearse uno nuevo :)

Espérame en Siberia dijo...

Ya somos dos.

Muá.

Gaviota dijo...

Hace tres días creí pertenecer a un lugar y ayer precisamente ayer tomaron un mechón de mi cabello y me sacaron de ahí.
Vuelvo a la libertad!

Anónimo dijo...

Una vez que se aprendio a "Ver", ya nada será como antes, ya nunca más dejas de reconocer"te".

Titina!!!

Rosa dijo...

Eso de encontrar el camino para volver a salirse de él....eso es lo más, verdad?, eso es la purita esencia de nuestra libertad.

:_)

Pero que lindo escribes!!

Pepe dijo...

=)

Mariní dijo...

...me recordaste...sal del Camino...y entra a la Ruta!!!
...tu propia ruta quizás???

que a veces no es en el que veníamos...q parece tan ordenado,
o por lo menos "esperado por todos" y a veces hasta por uno mismo...

me gusta tu espacio... voy a leer tus textos...

gracias por el tema tb. q, coincido, es de mis preferidos...!!